Inicio / Arte & Cultura / Reseñas / Mazatecos, niños santos y güeros en Huautla de Jiménez, Oaxaca

Mazatecos, niños santos y güeros en Huautla de Jiménez, Oaxaca

04-agosto-2018

 

Quiero leer…

Mazatecos, niños santos y güeros en Huautla de Jiménez, Oaxaca

 

En la última curva inclinada de la carretera, un monumento da la bienvenida a Huautla de Jiménez. Se trata de un hongo que en lo alto de su sombrero sostiene a una María Sabina, vestida de huipil con los brazos extendidos al frente, y en cuyo pie yacen las letras que forman el nombre del poblado. No es casualidad que estos sean los motivos que reciben a propios y extraños, ambos son los principales referentes que dieron fama a esta ciudad serrana hace más de cincuenta años.

 

El libro “Mazatecos, niños santos y güeros en Huautla de Jiménez, Oaxaca” de Citlali Rodríguez Venegas nos ofrece un enfoque distinto a temas que han sido ampliamente estudiados y abordados desde diferentes disciplinas: los hongos psicodélicos, llamados niños santos, las personas de conocimiento o chjota chjine, las ceremonias nocturnas de ingesta de hongos, conocidas como veladas, y los foráneos o güeros buscadores de hongos.

 

Más allá de las denominaciones científicas que han catalogado a los hongos contenedores de sustancias que amplifican el estado de la conciencia, sobre todo de acuerdo a sus efectos, este texto explora otra manera de concebir a estos seres del reino fungi. El punto de partida es la perspectiva mazateca. A través de las formas en que los mazatecos se relacionan con ellos, las medidas para entrar en relación, así como el contexto que le ha dado sentido a la práctica de la ingesta se revela quiénes son los niños santos; nodos relacionales que vinculan a los mazatecos con seres poderosos de un mundo sagrado y santo, así como con güeros provenientes de diversas partes del mundo.

 

En estas relaciones el chjota chjine, persona de conocimiento, es un intermediario fundamental. Este especialista dirige la ceremonia de la velada,  presta su cuerpo y su voz para que los niños santos hablen, para que el lenguaje divino revele la verdad y se encuentren las respuestas a los males que afectan a la vida. En este texto encontrarás los caminos por los que se puede llegar a ser una persona de conocimiento y una descripción de lo que sucede a grandes rasgos en una velada. Fue una de estas personas, la sabia María Sabina, quien abriría a los güeros ese mundo otrora íntimo y delicado, signado por la comunión con los niños santos. Tras esta exposición que tuvo como marco la Revolución Psicodélica de los años 60, los hongos pasaron de un ámbito secreto a uno público y se insertaron en nuevas formas de relación, entre estas, la comercialización. ¿Te imaginas cómo pudo suceder este cambio en las relaciones?

 

Finalmente el libro muestra las transformaciones que ocurrieron a partir de la presencia de los los güeros, así como el desarrollo turístico –-evidente en las obras públicas, cuyo objetivo han sido hacer el poblado más atractivo para los visitantes– emprendido por el gobierno municipal, que busca atrapar un nuevo mercado de viajeros. En este sentido, una meta alcanzada fue la incorporación de Huautla al programa de Pueblos Mágicos de la Secretaría de Turismo (SECTUR) en 2015.

 

Si te interesa saber más de estos temas te invito a leer Mazatecos, niños santos y güeros en Huautla de Jiménez, Oaxaca publicado por Colección Posgrado (UNAM), descarga gratuita en formato PDF o EPUB.

http://www.posgrado.unam.mx/es/publicacion/no-76-mazatecos-ninos-santos-y-gueros-en-huautla-de-jimenez-oaxaca

 

Acerca admin

mm

También puedes ver

La locura de mirar en el silencio: Reseña del libro Río subterráneo de Inés Arredondo

Los textos de Inés Arredondo (México, 1928-1989) se distinguen por mostrar personajes desequilibrados. Se podría …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *